El concejal y portavoz del PRC, Antonio Pérez, acompañó a la Consejera de Educación, la regionalista Marina Lombó, a la firma de la cesión de los terrenos desafectados por costas y a la visita a las obras, ya finalizadas, de la remodelación de los talleres existentes, la construcción de nuevo patio cubierto y la estructura del nuevo edificio

La Consejería de Educación y Formación Profesional ha reiniciado ya las obras de ampliación del IES Valentín Turienzo en Colindres que está previsto concluyan este mismo año. Las obras se han reanudado después de que la consejera, Marina Lombó, haya suscrito esta mañana con la Delegación del Gobierno en Cantabria la cesión de un terreno de 526 metros cuadrados por parte de la Dirección General de Patrimonio, dependiente del Ministerio de Hacienda.  

En el acto de firma, celebrada en el Ayuntamiento de Colindres, han participado, además de la consejera, la delegada del Gobierno, Ainoa Quiñones; el alcalde del municipio, Javier Incera, y la delegada Especial de Economía y Hacienda en Cantabria, Ana Jiménez.

Tras la firma, Lombó ha subrayado la “celeridad” con la que se ha tramitado el doble procedimiento necesario para la reanudación de la obra –de desafección del dominio público marítimo-terrestre y de cesión de la parcela´- gracias a la “implicación” de las tres administraciones y el interés “conjunto” del Ayuntamiento y los Ejecutivos autonómico y central. En su opinión, ha sido un “ejemplo” que demuestra, una vez más, el “beneficio para el ciudadano cuando las administraciones van de la mano”.

Para Lombó, este proyecto, que supondrá una inversión superior a los 1,5 millones, da cumplimiento “de manera plena todas las demandas de la comunidad educativa” y permitirá tanto cubrir las necesidades actuales como acoger una futura ampliación de la oferta educativa.

Según ha explicado, ahora resta por completar el edificio contiguo, el de ampliación, pero ya están culminadas las obras proyectadas en los edificios ya existentes que han permitido la remodelación de los talleres existentes y la construcción de nuevo patio cubierto. Infraestructuras de las que ya disfrutan los seiscientos alumnos del centro.

“Diálogo continuo”

Por su parte, la delegada del Gobierno, Ainoa Quiñones, ha agradecido a la Dirección General de Costas y al Ministerio de Hacienda su “agilidad” para efectuar los trámites necesarios dirigidos a ampliar estas obras del IES que van a redundar en “la mejora y bienestar” de los ciudadanos de esta zona.

El regidor municipal, Javier Incera, ha manifestado que este convenio aporta el marco legal que otorga la seguridad jurídica necesaria, y ha recalcado que es un logro fruto del “diálogo continuo” entre tres administraciones, para acabar señalando que esta ampliación del Valentín Turienzo constituye una de las obras “más importantes” para el futuro de Colindres.

Tras el acto de firma, Lombó, junto al alcalde de Colindres, Javier Incera, y los portavoces de los grupos municipales, Antonio Pérez (PRC), Adrián Setién (PSOE) y Cristina Iturgáiz (PP), se ha desplazado hasta el IES donde se ha reunido con el equipo directivo del centro.

Valoración del PRC

Por su parte, el concejal y portavoz del PRC, Antonio Pérez, “ha puesto en valor” la llegada de los regionalistas a la Consejería de Educación, quienes, “en apenas un año y, teniendo en cuenta el parón administrativo provocado por el COVID-19, han conseguido sacar este proyecto adelante”.

En este sentido, los regionalistas agradecen a la Consejera de Educación, Marina Lombó, y al Director General de Centros, Jesús Oria, su diligencia y celeridad, para hacer realidad una reivindicación histórica de la comunidad educativa de Colindres.

Por último, desde el PRC, ya trabajan, junto al equipo de gobierno municipal y la propia consejería, en otros proyectos de mejora de los centros educativos de Colindres que verán la luz también en esta legislatura.

Obras de ampliación

La ampliación que ahora se retoma consiste en la construcción de un nuevo edificio de nueva planta adosado al existente, y del que se ha realizado ya la cimentación y la fijación de la estructura. Tendrá 1.366 metros cuadrados distribuidos en 3 plantas, dispondrá de 8 aulas y de un patio cubierto de 400 m2.

La redistribución de este edificio consiste en un edificio de talleres que contará con 2 aulas específicas y un taller, un edificio de música en el que se instalarán 2 aulas. El espacio se cubrirá entre los edificios existentes con una superficie de 360 m2, además, los trabajos que se van a acometer prevén mejorar la evacuación del centro con la ejecución de espacios refugio.

El centro educativo se dotará también de una pista deportiva exterior, una instalación de la que actualmente carece.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies